EL MUNICIPIO CONTINÚA AMPLIANDO PLAZAS DE AISLAMIENTO POR POSIBLES CONTAGIOS DE CORONAVIRUS

El intendente Lucas Ghi visitó las instalaciones del Hotel Casablanca de Castelar, que fue acondicionado para albergar a posibles pacientes diagnosticados con Covid-19 positivos, pero que presenten síntomas leves. Este dispositivo se suma al plan de contención que lleva adelante el Municipio, preparando distintos lugares del distrito para afrontar un eventual pico epidemiológico.

El hotel Casablanca cuenta con 24 habitaciones disponibles para hospedar a las y los ciudadanos que no requieran una atención médica especializada pero que deberán permanecer aislado del resto.  Se encuentra preparado especialmente con todas las medidas de bioseguridad correspondientes, como tratamiento de residuos patológicos, logística para el suministro de alimentos y lavado de ropas, entre otras.

También, el Hotel Haedo, con un total de 20 habitaciones, en breve estará en condiciones de albergar pacientes. Actualmente hospeda a efectivos policiales enviados a prestar servicio al distrito y también personal del SAME.

Además, se firmaron convenios con los hoteles Cabildo, Kingdom y Look, y ya se avanza en los trabajos de adaptación para sumar mayor cantidad de espacios de atención disponibles.

En el mismo sentido, el Municipio también acondicionó las instalaciones del microestadio del Polideportivo Municipal Gorki Grana, para disponer de 25 plazas más de aislamiento. En este caso, se tratan de camas especialmente adaptadas con características ortopédicas para recibir a pacientes que presenten sintomatología leve y no tengan un ámbito domiciliario adecuado para cumplir con las recomendaciones médicas de cuidado ante la pandemia.

En todos los casos, los espacios especiales de aislamiento, contarán con personal de salud permanente, en 3 turnos rotativos de 8 horas, y estarán dotados de todo el equipamiento y los insumos necesarios para el correcto cuidado de las o los pacientes.